Pantallas LED en exteriores: claves para un buen mantenimiento

Escrito por Jesús Dugarte en

Los soportes digitales siguen ganando terreno a los soportes publicitarios más convencionales.
El público está cada vez más acostumbrado a no prestar atención a cualquier impacto publicitario que se le aparezca en el camino. Su criterio y adaptación ante este nuevo entorno hace que como anunciantes debamos innovar y buscar nuevas maneras de transmitirle nuestro mensaje; ahí es donde entran en juego los formatos digitales.

En este sentido, el alquiler de pantallas LED exterior se ha convertido en una de las mejores soluciones audiovisuales por su gran número de ventajas: bajo consumo energético, versatilidad en tamaño y contenido, alta capacidad lumínica, buena visibilidad a gran distancia... Pero un equipo audiovisual potente en una ubicación exterior requiere igualmente de un mantenimiento constante para alargar su vida útil.

A pesar de ser uno de los formatos más potentes ante condiciones medioambientales adversas, no quiere decir que podamos olvidarnos por completo de su buen funcionamiento.

Hoy te explicamos los dos tipos de mantenimiento básicos de pantallas LED exterior (también conocido como outdoor) para que la durabilidad de estas pantallas y la calidad del contenido que muestran se mantengan durante más tiempo.


Imagen: pxhere.com

Mantenimiento preventivo

Consiste en un mantenimiento planificado en el que suelen realizarse dos revisiones de forma anual para que la vida de la pantalla siga su curso.
Con el mantenimiento preventivo revisamos el estado del equipo electrónico que forma parte de la pantalla LED para asegurarnos de que funciona correctamente y podamos corregir cualquier desajuste a tiempo.

¿Qué debemos revisar?

En primer lugar, tendremos que revisar el estado del cableado y sus conectores para evitar que se pierda la proyección en pantalla, así como los cuadros eléctricos de alimentación.
Seguidamente, analizaremos cómo se encuentran las placas y módulos LED y corregiremos los desajustes.
La estructura del soporte es también un factor que debe verificarse. Las piezas deben estar colocadas y unidas correctamente para evitar cualquier derrumbamiento de todo el equipo.
Por último, comprobaremos que el contenido audiovisual aparece tal y como esperamos y realizaremos pruebas de color y luminosidad para finalmente definir un diagnóstico.


Mantenimiento correctivo


Las incidencias aparecen sin avisar y no podemos esperarnos seis meses más para corregirlo mediante el mantenimiento preventivo. El mantenimiento correctivo nos permite reaccionar ante estas circunstancias inesperadas o de emergencia.

Normalmente, se repara el fallo en un período de 24 horas, en función del grado de avería y la dificultad que implique repararlo.
La sustitución de equipos es una buena solución temporal mientras el software o hardware afectado se está arreglando.


El impacto medioambiental

Las pantallas LED exterior viven las 24 horas del día en condiciones medioambientales variables con diferentes componentes que las pueden llegar a afectar con el paso del tiempo.
El polvo y la suciedad son claros ejemplos. Por ello, una limpieza periódica de la pantalla será conveniente.

También, las altas temperaturas y la luz pueden envejecer algunos de los LED. El calibrado de color y el uso de software especial para modificar el brillo nos ayudará a conseguir uniformidad en el color global de la pantalla. 

0 comentarios:

¿Quieres expresarte? Pues bien eres libre de hacerlo, pero eso si que no parezca que tuviste un mal día y te desahogaste con este nicho “no se toleran insultos”. Trolls inteligentes son bienvenidos, spaners abstenerse.